Cuando el talento y el espíritu humano se liberan, se demuestra que no hay más límites que los que nos creamos nosotros mismos

en

Cuando el talento y el espíritu humano se liberan, se demuestra que no hay más límites que los que nos creamos nosotros mismos

Maria